El “Desafío de la Construcción” es impulsado por Smart Araucanía en alianza con instituciones público-privadas

La industria de la construcción es uno de los sectores más dinámicos de la economía nacional. Conscientes de esa realidad, empresas regionales e instituciones público-privadas se han sumado a una iniciativa de innovación abierta impulsada por Smart Araucanía que busca soluciones tecnológicas en este ámbito.

Se trata del “Desafío de la Construcción”, que SmartAraucanía está desarrollando en alianza con Incubatec UFRO, Fundación Araucanía Verde y Nuevas Fronteras, junto a la Cámara Chilena de la Construcción, la Corporación de Desarrollo Tecnológico (CDT) y Araucanía Digital.

 Al desafío se han sumado las empresas inmobiliarias Dubois, Providencia, Martabid, Inmo 21 y Plaenge.

La iniciativa, cuyas postulaciones están abiertas hasta el 19 de diciembre, busca obtener soluciones tecnológicas a los problemas y necesidades de la industria a nivel nacional, vinculados a la generación de residuos y la emisión de ruidos en obras, precisó el ingeniero de proyectos de Smart Araucanía, Mauricio Granzotto.

“Junto a la obtención de las soluciones propiamente tal, nos interesa concretar instancias de comunicación entre proveedores y empresas, lo que permitirá conocer alternativas viables a los problemas y necesidades. En este sentido, entregaremos beneficios a las propuestas seleccionadas con el fin de facilitar el desarrollo de un producto mínimo viable de las soluciones al desafío planteado”, señaló.

Tecnología para mejores prácticas

Para Marianne Charnay, socia fundadora de la inmobiliaria Inmo 21, el avance sostenido de la tecnología va a llevar consigo nuevas prácticas en la industria de la construcción.

“En La Araucanía no podemos quedarnos atrás. Una de estas nuevas prácticas será la obligación de las empresas de disminuir su impacto medioambiental, tarea que hasta ahora las constructoras no se han tomado en serio. A las empresas del futuro se les pedirá ser más responsables y aquí, entre la basura y la contaminación, tenemos serios problemas que las constructoras deben ayudar a resolver”, indicó.

“Con este desafío, estamos pidiendo a mentes numerosas, diversas y motivadas que nos ayuden a mejorar nuestras prácticas, desarrollando así su propia empresa. Si se logra, ambas partes ganamos y contribuimos a potenciar el ecosistema de emprendimiento e innovación para nuestro rubro en La Araucanía. Esta es la vía de un progreso sostenido y sustentable”, aseguró.

En tanto, Daniella Bonifay, subgerente técnico de Constructora Providencia, dijo que “los tiempos han cambiado y la construcción no se ve como una faena atractiva para la gente joven. Es por eso que debemos industrializar y optimizar el uso de recurso”, expresó.

Desafío

Los interesados en postular al desafío pueden hacerlo como personales naturales o jurídicas y en un período máximo de tres meses deberán contar con un prototipo de la solución tecnológica propuesta.

Finalizado el período de ejecución del desafío, se seleccionará un equipo finalista, que obtendrá como premio:

  • Vinculación a beneficios para startups, donde podrá escoger postular a uno de los siguientes:
    • IBM for Startups, con hasta $USD 120.000 en créditos para las start-ups que califiquen.
    • Oracle for Startups, con hasta $USD 10.000 en créditos para las start-ups que califiquen.
    • Amazon AWS Activate, con hasta $USD 10.000 en créditos para las start-ups que califiquen.
  • Diseño de elementos de difusión para publicidad de la solución propuesta.
  • Pilotear la solución en condiciones reales.
  • Apoyo en la integración de la solución smart city con plataforma externa de concentración de datos abiertos.

Las bases y más detalles sobre la iniciativa se encuentran disponibles en www.smartaraucania.org/desafio-construccion/